En los últimos años, y por distintos motivos en los que habría que profundizar, hemos ido perdiendo ese contacto directo con la Naturaleza y con las actividades al aire libre que son tan características de nuestro método y de nuestra realidad como scouts.

Por otro lado, creemos que no sólo los miembros directos del Grupo Scout San Benito, sino también las familias, por las que seguimos apostando como base fundamental de nuestro modelo de sociedad, pueden enriquecerse de un proyecto que pretende devolver nuestra presencia al medio natural.

Asimismo, cualquier persona que se identifique con los objetivos de este proyecto podrá vincularse a él con los mecanismos que se crearán para ello. Amigos, antiguos miembros del grupo, miembros de otros grupos, etc… podrán unirse a esta nueva aventura que queremos poner en marcha.

Por último, queremos remarcar que nuestra identidad como scouts católicos definirá el estilo con el desarrollaremos todas nuestras actividades y la forma de gestionar nuestro club de montaña.